La cantante Britney Spears ya ha abonado los 332 dólares relativos a la multa que recibió el pasado mes de octubre por cometer una infracción de tráfico grave.

La princesa del pop circulaba con su lujoso Mercedes

Por las carreteras del condado de Ventura, en California, cuando un policía le dio el alto y le informó de que sería sancionada por haber cruzado una línea doble de color amarillo, que no se puede rebasar bajo ningún concepto según la normativa del país.

De acuerdo con el portal de noticias TMZ

La intérprete no sólo ha pagado la multa, sino que ha desembolsado 68 dólares adicionales para evitar perder puntos en su carnet de conducir.

Asimismo, la diva se ha apuntado a un curso de seguridad vial para cerrar definitivamente su último encontronazo con la justicia.

Como se desprende de las imágenes

Que trascendieron de la cámara personal del policía que la detuvo, la artista estadounidense no tardó en disculparse por haber obviado esa línea continua, justificando su decisión con la necesidad imperiosa de ir el baño.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por BreatheHeavy (@breatheheavy)

«Lo siento mucho… Pero es que está a punto de salir. Mi casa está ahí al lado. Lo siento», explicaba al agente visiblemente incómoda.

Hay que recordar que poco antes, en septiembre

La intérprete tuvo otro tenso encuentro con un agente que sancionó a Britney Spears por circular a una velocidad superior a la permitida y, asimismo, por no llevar encima ni su permiso de conducir ni el registro de su automóvil.

En ese caso, la artista se excusó asegurando que tenía mucha prisa y, por otro lado, que los citados documentos se encontraban en manos de su equipo de seguridad.

Esas razones no evitaron que Britney recibiera una multa de 1.140 dólares, a tenor de la información obtenida por TMZ, que habría pagado poco después.

Imagen principal vía Archivo