Todos en algún momento de nuestra vida hemos sufrido de caída del cabello, ya sea por problemas de salud, mucho estrés o mala alimentación. En cualquier caso, una buena nutrición es fundamental no solo para estar saludable sino además para que el cabello no se caiga y crezca fuerte.

Si estás en un momento crítico en cuanto a tu melena, ingerir suplementos vitamínicos puede ser una excelente opción para empezar a contrarrestar la caída del cabello.

En este artículo te hablaremos de varias vitaminas que puedes comenzar a tomar para mejorar la salud de tu cabello.

Vitaminas para frenar la caída del cabello
Biotina

Una de las vitaminas más importantes para frenar la caída del cabello es la biotina, también conocida como vitamina B7.

La biotina es esencial para el crecimiento y fortalecimiento del cabello, ya que contribuye a la producción de queratina, una proteína fundamental para el cabello.

La deficiencia de biotina puede provocar la debilidad y fragilidad del cabello, lo que a su vez puede conducir a su caída.

Alimentos como huevos, nueces, espinacas y aguacates son ricos en biotina.

Vitamina E

“La vitamina E estimula la producción de sebo, asegurando una correcta humectación de tu melena. Incentiva el flujo sanguíneo en el cuero cabelludo, optimizando la absorción de los nutrientes.

Esto se traduce en un cabello más sano.

Debido a sus efectos antioxidantes, protege al pelo del daño solar y ayuda a detener la caída”, indicaron en un artículo del portal All things hair.

Vitamina C

Aunque la vitamina C se suele asociar a los antigripales, realmente no es su única utilidad.

La vitamina C es esencial para la producción de colágeno, que fortalece los folículos capilares y promueve el crecimiento del cabello

Vitamina D

“Esta vitamina también estimula el crecimiento de los folículos capilares, la parte de la piel que encargada del crecimiento del cabello, por lo que puede hacer que nuestro pelo se vea más fuerte y vigoroso”, explicaron en un artículo del portal Clínica Dr. Carvajal.

Es importante destacar que una dieta equilibrada y variada, que incluya una amplia gama de nutrientes, es la clave para mantener un cabello saludable.

Siempre es recomendable consultar a un médico o nutricionista antes de tomar suplementos vitamínicos, para determinar las necesidades individuales y asegurar una ingesta adecuada.

Imagen principal vía Archivo